Cinco grandes razones para justificar la permanencia. C.D. Fuentes (5-0) Atl. Viso

La vida está llena de metas que alcanzar, logros por los que luchar, objetivos que pelear. Para todos ellos, siempre hay razones que, unas veces explican cómo o de qué forma debe lograrse, otras aclaran ideas, y en el resto justifican el por qué de esas ansiadas finalidades, bien impuestas bien auto exigidas.

En esta ocasión, en este sencillo encuentro, el C.D. Fuentes ha plasmado cinco goles, como razones y méritos tiene en su haber, para hacer historia permaneciendo tres temporadas consecutivas en la primera provincial.

La primera razón, "no rendirse nunca". Esa que pone por ejemplo Pelu con sus dos goles de hoy. Un jugador que decide vivir una segunda juventud deportiva a razón de que nunca hay final si uno no es quién decide que lo haya.

La segunda, "las ganas de comerse el mundo". Esas ganas como las que tiene Rubén (autor de otros dos tantos); un jugador que con su juventud, viene dispuesto a quedarse muchos años en este equipo con un papel tan importante si cabe, como el que ya tiene en el presente en el equipo.

La tercera, "quien la sigue la consigue". Como Morterón y su gol de en este choque. Un jugador que a base de esforzarse, exigiéndose a sí mismo y aceptando que siempre se puede mejorar tanto deportiva como anímicamente, ha logrado, poco a poco, hacerse de nuevo un hueco y contar para el técnico.

La cuarta, "la confianza en uno mismo". Un ejercicio que ha hecho cada jugador consigo mismo para auto superarse, y no venirse abajo por difícil, complicada, ardua o angosta se ponga la senda para alcanzar el destino; sirva de ejemplo los siete primeros encuentros de Liga perdiendo de la presente temporada.

Y por último, la quinta, y no por ello menos importante: "la solidaridad". Una virtud que han derrochado sobre el césped en cada partido para ayudar siempre al compañero en el trabajo, haciendo que cada esfuerzo sea en pos del equipo en su conjunto.

Estas cinco razones, como goles ha logrado el conjunto fontaniego en la mañana de hoy, se engloban en el carácter humilde de este equipo, que sabe, que solo con la mágica fórmula del "trabajo, trabajo y más trabajo": se consiguen las cosas.