VPO: Fin a un letargo injustificado. El 24 de enero comenzó el proceso de inscripción

  Llegó el día que parecía no iba a llegar nunca. Tras un largo periodo, de más de 3 años, uno de los puntos fundamentales del programa electoral y de la política del actual equipo de gobierno, que no era otro que la construcción de viviendas de protección oficial, por fin puede decirse, y afirmarse sin ninguna ligereza: será una realidad más que inminente.

  A pesar de que ya existen cerca de 1.000 personas apuntadas a la lista para la solicitud de dichas viviendas, el nuevo plazo de inscripción se inició el pasado 24 de enero, para que todos aquellos que no estén todavía inscritos, puedan acceder al sorteo de las más de 100 viviendas que comenzarán su construcción inminentemente, en un plazo aproximado de dos meses.

  Un sorteo, que se llevará a cabo al poco de que comiencen a realizarse las obras de construcción. Será entonces, y sólo entonces, en caso de ser uno de los elegidos, cuando tendrá que abonarse la correspondiente entrada, que concretamente está establecida en el 5% del total de la vivienda adquirida.

  Por otra parte, otro dato de suma importancia, sería el tipo de interés que tendrá la hipoteca que se firme para la adquisición de la vivienda, dato que ya les podemos adelantar y que consistirá en un 3,5 %.

 Las VPO están establecidas en tres clases con sus correspondientes características y precios  concretos para cada una. La primera serán viviendas de alquiler con derecho a compra en un futuro, donde se le descontará la parte  proporcional del alquiler que haya pagado durante dicho periodo, con unas dimensiones de unos 70 m2. Los otros dos tipos serán exclusivamente de compra, siendo dos los tamaños existentes: de 70 m2 y de 90m2.

  Los precios todavía son orientativos, pero estarán comprendidos entre los 50.000 y 60.000 euros para las de 70m2, y entre 80.000 y 90.000 euros las de 90m2.

  Las viviendas están distribuidas en dos plantas, algunas incluso en tres con un pequeño ático en la parte superior. También contendrán una cochera.

  Por otro lado decir que están exentas de IVA (aunque lo tienes que pagar se devuelve al final del proceso de compra) y que no tienen ayudas a la entrada, esto último no depende del equipo de gobierno, ni del Ayuntamiento, es una nueva medida que se ha llevado a cabo desde el gobierno central de la nación, a causa de la ya famosa grave crisis económica que adolece este país.